¿Qué puedo tomar para evitar el COVID-19?

¿Has escuchado una infinidad de remedios para el COVID-19? es mejor que no creas todo. Conoce la historia de estas vecinas.

Se reúne un grupo de amigas a conversar, luego de un rato una de ellas dice que está tomando moringa, ya que le dijeron que eso ayudaba a prevenir el COVID-19. Todos los días hace un té y comenta que le ha parecido muy buena y además no se ha contagiado de coronavirus.

Otra de ellas dice que ella no ha probado la moringa, pero que una amiga le recomendó quemar eucalipto e inhalar ese vapor y desde que empezó a hacer eso ha sentido que respira mejor, también dijo que estaba tomando ivermectina, que eso se conseguía en cualquier farmacia y también era bueno para eso. Otra señora dice que a ella una vecina le dijo que tomara dióxido de cloro que con eso seguro que no le daba COVID-19.

Otra amiga dice que su esposo tomó aspirina cuando le dio COVID-19 entonces que estaba tomando eso y además tomaba vitamina D porque se la habían recomendado para el COVID-19 y que también era buena para los huesos.

Luego de un buen rato de conversación sobre todos los remedios caseros que se están usando para prevenir el COVID-19, una amiga que no había dicho mayor comentario, dice que ella no está tomando nada de eso pero que va a llamar a su hijo médico para ver qué les recomienda él.

El hijo médico contesta y la madre le cuenta acerca de la discusión.

Él dice que realmente no hay evidencia científica acerca de los beneficios de todos estos remedios y que tocaba tener cuidado, ya que estos podían tener algunos efectos adversos o secundarios. Dice que tanto la moringa como el eucalipto e incluso la cúrcuma son “remedios” que se han usado tradicionalmente para subir las defensas, y el eucalipto al tener un aroma mentolado ayuda a abrir un poco los bronquios. Sin embargo, no hay estudios que demuestren su eficacia ante el COVID-19 y sí se ha visto que la moringa y la cúrcuma pueden afectar el hígado.

La ivermectina es un medicamento que se ha usado para tratar los parásitos desde hace muchos años pero se debe usar unas dosis y horarios específicos. En cuanto a su utilidad frente al coronavirus, los estudios han sido contradictorios y no se ha podido llegar a una conclusión clara sobre su eficacia. 

El dióxido de cloro aunque sí tiene propiedades virucidas y bactericidas, no es apto para el consumo humano, únicamente se ha comprobado útil como desinfectante de agua y superficies. Es más, se han visto casos de pacientes que toman este producto para prevenir el COVID-19 y terminan con quemaduras en la boca, garganta y esófago por lo cual puede ser muy peligroso.

La aspirina es un medicamento antiplaquetario es decir que es parecido a un anticoagulante (impide la coagulación de la sangre) y se usa en pacientes por razones clínicas, por ejemplo después de un infarto. Sin embargo, puede ser peligroso dado su mecanismo de acción ya que la persona es más susceptible de sangrados. La aspirina además tiene un efecto antiinflamatorio, al igual que el ibuprofeno y la colchicina que también toman algunas personas; pero estos medicamentos no pueden ser tomados por periodos prolongados ya que pueden producir daño en los riñones o úlceras en el estómago.

La vitamina D aunque sí ayuda para la salud de los huesos y tiene un efecto benéfico en el sistema inmune tampoco es claro su efecto sobre el covid-19. 

Todo esto quiere decir que hace falta mucha investigación para realmente demostrar si son o no son útiles todos estos remedios. Se conocen muchos casos de personas que han tomado uno o varios de estos remedios y se han salvado del COVID-19 pero eso no significa que se hayan recuperado o hayan evitado el contagio gracias a estos productos, pudo haber sido casualidad.

Lo que es importante es que sólo se usen aquellos que son recetados por un médico y NO automedicarse ya que puede haber consecuencias graves para su salud.

 

Referencias: 

Ayúdanos a mejorar.
Por favor califica este contenido.

Me gusta

No se

No me gusta
X
X
X
X
X